fbpx
Campaña masiva de phishing contra usuarios de Microsoft Office 365 durante la pandemia de la COVID-19

Campaña masiva de phishing contra usuarios de Microsoft Office 365 durante la pandemia de la COVID-19

 

Según un comunicado reciente de Microsoft, millones de usuarios de Office 365 sufrieron ataques de phishing en una sola semana. Los hackers, que «adaptaron» el contenido de su phishing durante la pandemia, trataron de defraudar a usuarios de 62 países desde diciembre pasado mediante correos electrónicos maliciosos.

Recientemente, Microsoft ha podido interrumpir el ciberataque a través de una sentencia judicial que le ha permitido tomar el control de los dominios utilizados por los ciberdelincuentes y evitar que sigan utilizándolos para sus fechorías.

Los hackers se hacían pasar por compañeros de trabajo y otros remitentes de confianza, enviando correos electrónicos a los usuarios de Office 365 con archivos adjuntos que, al hacer clic, solicitaban a los usuarios que concedieran acceso a una aplicación web que se asemejaba a las utilizadas por las compañías atacadas. Sin embargo, en este caso, las aplicaciones eran malintencionadas y daban acceso a los ciberatacantes. Con esta técnica, intentaron obtener acceso al correo electrónico de los clientes, listas de contactos, documentos confidenciales y otra información valiosa para las compañías.

En la primera parte de la campaña de piratería, los archivos adjuntos tenían títulos relacionados con informes estándar de la compañía (resumen trimestral de cuentas, cuentas de explotación,… ). Sin embargo, los piratas informáticos renovaron recientemente sus esfuerzos de phishing utilizando nombres de archivos adjuntos relacionados con la pandemia como COVID-19, según informaba Microsoft en este otro artículo donde hacía la siguiente comparativa de contenidos:

Tal y cómo comentábamos en nuestro artículo de recomendaciones de ciberseguridad en época de coronavirus, se confirma que los ataques de phishing con temática “Coronavirus” se han vuelto muy generalizados y en los últimos meses incluso los gobiernos están advirtiendo sobre su creciente uso. Por ejemplo, en marzo, el número de intentos de correos electrónicos de phishing enviados por delincuentes se cuadruplicó, según informó la empresa de ciberseguridad FireEye. En esta primavera, un aluvión de intentos de piratería están atacando a los trabajadores remotos, tratando de beneficiarse de la situación provocada por la pandemia.

Por su parte, Microsoft no ha cuantificado cuántos usuarios recibieron correos electrónicos de phishing ni cuántos fueron engañados al abrir los archivos adjuntos. Tampoco ha informado sobre posibles sospechosos de esta campaña más allá de descartar la posibilidad de que los hackers fueran patrocinados por un estado.

¿Cómo protegerte contra el phishing?

Aquí, como en la mayoría de casos, aplica el refrán «más vale prevenir que curar», por lo que nuestra principal recomendación sería no abrir nunca correos de remitentes desconocidos, ni clicar enlaces sospechosos o abrir ficheros adjuntos. En esta infografía encontrarás un resumen de algunas recomendaciones básicas para proteger tus equipos y dispositivos móviles.

Como usuario de Office 365, nuestras recomendaciones de seguridad son:

  1. Habilitar la autenticación multifactor (MFA) en todas las cuentas de correo electrónico comerciales y personales. De esa forma, al iniciar sesión en Microsoft 365 con tu nombre y contraseña, se requerirá de un segundo paso de verificación mediante un código de seguridad que recibirás por SMS en tu teléfono móvil o en la aplicación de autenticación de Microsoft (Microsoft Authenticator), según cómo lo configure el administrador de vuestras cuentas de Microsoft.
  2. Detectar esquemas de phishing y protegerse de ellos, como por ejemplo: te solicitan información personal desde una fuente desconocida, que verifiques información de tu cuenta con la amenaza de suspenderla, que vendas algún artículo con una promesa de pago mucho mayor del valor del mismo, donaciones, etc., e incluso recibir mensajes de advertencia sobre phishing, podría resultar un posible esquema de ciberataque
  3. Habilitar alertas de seguridad sobre enlaces o archivos de sitios web sospechosos
  4. Revisar cuidadosamente las reglas de reenvío de correos electrónicos para detectar cualquier actividad sospechosa

 

¿Qué hacer si eres víctima de un ciberataque?

Desgraciadamente, es más común de lo que pensamos encontrarnos en esta situación. De hecho, nuestra experiencia nos ha llevado a tener que aplicar los siguientes pasos tras un ciberataque a uno de nuestros clientes, siendo el correo de uno de sus directivos uno de los principales infectados hace algunos meses. Tanto él como otros empleados expandieron sin saberlos correos electrónicos maliciosos al resto de la plantilla desde su cuenta de correo profesional. Las acciones que realizamos fueron:

  1. Como administradores de las cuentas de Microsoft, modificamos las contraseñas de todos los usuarios rápidamente, hubieran abierto o no los correos maliciosos.
  2. Una vez identificado el correo malicioso, eliminamos los mensajes de las cuentas de todos los usuarios, incluidas las carpetas de correo no deseado y de correo eliminado o papelera.
  3. Revisamos las reglas de reenvío de correos electrónicos de todos los usuarios por si los hackers hubieran incorporado alguna automatización que continuara expandiendo el ataque.
  4.  Activamos el sistema de autenticación multifactor (MFA) para todos los usuarios, facilitándoles las instrucciones de uso para que iniciaran sesión de forma segura.

 

Conclusión:

No bajes la guardia y ante cualquier sospecha, sigue nuestras recomendaciones de seguridad. Si crees que tus sistemas pueden ser vulnerables, podemos ofrecerte atención remota y realizar una auditoria de seguridad. Contáctanos y te informaremos.

 

Más información

Volver al BLOG

Reduce costes en máquinas virtuales (VMs) con Azure Start/Stop 

Reduce costes en máquinas virtuales (VMs) con Azure Start/Stop 

Microsoft Azure tiene diversas opciones para ahorrar costes en máquinas virtuales VMs. Una de estas opciones consiste en comprometerse a utilizar una máquina por 1 año, 2 años, etc. A más años, más económica es la VM, lo que te permite ahorrar hasta el 75%, en algunos casos. 

Sin embargo, existe otro modo de ahorrar costes con las VMs. Se trata de, de forma automatizada, arrancar o parar las máquinas según las necesidades del usuariolo que se puede lograr fácilmente implementando el servicio de automatización en entornos híbridos de Azure Automation y configurando su característica Azure Start/Stop VMs during off-hours desde el Marketplace de Azure.   

 

 

¿Cómo implementar la característica Azure Start/Stop VMs during off-hours en tus máquinas virtuales? 

Vamos a implementar esta solución a partir de un ejemplo de Windows virtual Desktop WVDque proporciona una solución SaaS de infraestructura Remote Desktop (RD)permitiendo la configuración de máquinas virtuales con Acceso RD Broker o RD Web Access con Windows 10. Es decir, podemos crear máquinas virtuales VM con Windows 10 para aplicaciones de empresa.  

Vamos a suponer que los usuarios que necesitan acceder a estas aplicaciones de empresa ubicadas en el WVD sólo trabajan en horario de oficina de 8 a 17 horas. En este caso, encontrar una solución que arranque o apague estas VMs de una forma automática puede ahorrarnos mucho dinero en Azure. 

Veamos como implementar Azure Start/Stop.

Entra en el portal https://portal.azure.com y en la barra de búsqueda superior escribe Start/Stop y aparecerá todo lo que encuentra incluido en el MarketPlace de Azure.  

Seguidamente te pedirá que configures la solución, para lo que necesitarás (1) un área de trabajo de Log Analytics(2) una cuenta de Azure Automation y finalmente (3) los parámetros de las máquinas virtuales que quieras gestionar. 

1) Área de trabajo de Log Analytics  

Puedes crear un área de trabajo nueva o vincular una existente. Rellena los campos del nombre de área de trabajo, a qué suscripción quieres vincular los costes, el grupo de recursos, su ubicación y finalmente qué plan de tarifa, normalmente será Pago por uso”. 

    2) Cuenta de Azure Automation 

    Crea una cuenta de Automatización o selecciona una existente.

    3) Parámetros de las máquinas virtuales 

    continuación, configura los parámetros de las máquinas virtuales a gestionar, estableciendo los siguientes ajustes: 

    • Target ResourceGroup Names: incluye aquí separados por comas todos los grupos de recursos que contienen las máquinas virtuales que quieres automatizar. Si escoges “*” (sin las comillas) la solución actuará sobre todas las máquinas de recursos de la suscripción. 
    • VM Exclude List: Separado por comas las máquinas virtuales que NO quieres que entre en esta solución. 
    • Programación: Hora de inicio y apagado de tus máquinas virtuales. 
    • Funcionalidad de correo electrónico: Envía al correo indicado un resumen de la actividad una vez completada. 

    Cómo comprobar el resultado 

    Después de crear la solución deja pasar algún día. Luego revisa una de las máquinas virtuales incluidas en la solución y observa el consumo de recursos.  

    Cambiar la programación de Azure Start/Stop 

    Una vez creada la automatización puedes ajustar la programación indicando cada cuando quieres que se ejecute.  

    Dentro del grupo en el que has creado Azure Start/Stop, busca el Runbook ScheduledStartStop_Parent y en el menú izquierdo selecciona la opción Programas 

    En esta área puedes modificar la programación existente o añadir nueva. Puedes establecer opciones por meses, semanas, días u horas. En este ejemplo hemos programado la automatización para que se inicie de lunes a viernes.  

     

    Cambiar Target ResourceGroup Names, VM Exclude List y otras variables. 

    Cuando creamos por primera vez la solución Azure Start/Stop desde el Marketplace, se crean diferentes Runbook que contienen código que se alimenta de determinadas variables. Los valores de dichas variables podemos modificarlos desde el asistente.  

    Por ejemplo, para modificar el Target ResourceGroup Names o la VM Exclude List sigue los siguientes pasos: 

    1) Dentro del grupo donde has creado la solución de automatización busca tu Cuenta de Automatización 

    2) En el margen izquierdo busca la opción Variables 

    3) En la lista verás la variable External_Start_ResourceGroupNames (Grupo/s donde tienes las máquinas virtuales que se iniciarán) y la variable External_Stop_ResourceGroupNames (Grupo/s donde tienes las máquinas virtuales que se detendrán). 

    En la siguiente imagen podemos ver un ejemplo en el que escogemos un grupo de arranque y en el grupo de detención hemos decidido que se apaguen todas las máquinas de la suscripción al añadir “*” (sin comillas): 

     Con esto, podrás personalizar la automatización del proceso haciéndolo más eficiente según los recursos que necesiten las máquinas virtuales a gestionar. 

    Si tienes cualquier duda o necesitas asistencia para configurar tus VMs, no dudes en comentárnoslo.

     

    Más información

    Volver al BLOG

    Cómo migrar a Azure con éxito

    Cómo migrar a Azure con éxito

    Soporte extendido para Windows Server 2008/RS2 finalizado

    IMPORTANTE: el soporte extendido para Windows Server 2008/R2 finalizó en enero de 2020, lo que puede exponer tus sistemas locales a ataques de seguridad o falta de cumplimiento con las regulaciones de la industria como el GDPR.

    Actualmente hay más de 3 millones de licencias de Windows 2008 que deben migrarse para evitar esos riesgos.

    La migración de cargas de trabajo locales a Azure es la mayor oportunidad para modernizar tu sistema.

    Principales dudas antes de migrar tus sistemas a la nube

    ¿Por qué debo cambiar el Windows Server 2008/R2? ¿No puedo seguir actualizándolo?

    • El soporte a Windows Server 2008 / R2 finalizó el 14 de enero de 2020. Ello significa que el producto ya no recibirá actualizaciones de seguridad, dejándolo expuesto a amenazas de seguridad y falta de cumplimiento.
    • Microsoft recomienda migrar los servicios existentes de Windows Server 2008 a la tecnología de Azure para continuar obteniendo seguridad siempre actualizada. Al mismo tiempo, modernizar el negocio y ganar la agilidad de trabajar desde la nube permite reducir los costes de administración de entornos locales.
    • Sin embargo, hay varias opciones para que las empresas agilicen este proceso, de modo que puedan planificar la migración paulatinamente, a su ritmo y cuando estén listas.

    ¿Cuáles son tus principales barreras para pasarte a la nube?

    • La optimización de costes es una motivación relevante para que las pymes se trasladen a la nube, pero al mismo tiempo, la dificultad de estimar un presupuesto sin costes fijos es uno de los desafíos a superar ante la adopción de la nube. Con una evaluación adecuada del entorno de un experto es posible tener una idea de cuáles serán los costes. 
    • Con Azure, solo pagas por lo que usas. Además, puedes obtener ahorros significativos para compromisos de uno o tres años para implementaciones de nube largas o predecibles.
    • Puedes ahorrar hasta un 55% en migraciones a Azure SQL Database.

    ¿Tienes planes de migración? Si es así, ¿cuáles son?

    • Esta es la oportunidad perfecta para trasladar una parte o todo tu negocio a Azure para ayudarte a modernizar la tecnología que utilizáis.
    • Si no puedes migrar todos sus servicios a Azure de inmediato, puedes:
      1.- Comenzar a usar la nube migrando los servicios de Windows Server 2008/R2 a Azure para una seguridad continua.
      2.- Mantener las instalaciones locales actualizando a Windows Server 2019 y obteniendo acceso a servicios híbridos integrados.
      3.- Continuar usando Windows Server 2008/R2, para lo que deberás trasladar las aplicaciones que se ejecutan en Windows Server 2008/R2 a Azure tal cual y recibirás 3 años más de parches de seguridad extendidos para que puedas actualizarlo cuando estés listo.

    ¿Has pensado qué servicios deseas mover a la nube?

    • Puede ser desalentador plantearse el hecho de pasar a la nube como una propuesta de «todo o nada».
    • Cuando actualizas a la tecnología actual de Windows Server, puedes mover cualquiera o todos tus servicios a la nube, según tus prioridades. Estos pueden incluir:
      – Servicios de identidad
      – Copia de seguridad y recuperación
      – Aplicaciones empresariales (Microsoft Dynamics, etc.)
      – Aplicaciones de línea de negocio, etc.

    ¿Por qué debo actualizar cuando puedo continuar ejecutando Windows Server 2008/R2 en Amazon Web Services (AWS)?

    • Si tu negocio no está listo para actualizar las aplicaciones de Windows Server 2008/R2, es mejor que las subas a Azure que a AWS. Con AWS, deberás volver a comprar tus licencias existentes y no recibirás actualizaciones de seguridad gratuitas.
    • Como resultado, es aproximadamente 5 veces más costoso utilizar AWS que Azure.

    ¿Qué sucede si mi empresa tiene requisitos de seguridad y cumplimiento muy estrictos?

    • Azure está diseñado especialmente teniendo en cuenta la seguridad. Obtendrás las actualizaciones de seguridad siempre actualizadas que mantendrán tu negocio en funcionamiento con todas las garantías y el respaldo de Microsoft contra amenazas e infracciones externas.
    • Además, Azure tiene más certificaciones de seguridad que cualquier otro proveedor de la nube, y cumple con los estándares de cumplimiento internacionales y específicos de la industria.

    ¿Por qué Azure te ayuda a modernizar tu negocio?

     Microsoft Azure es un conjunto de servicios de computación en la nube en constante expansión para ayudar a tu organización a enfrentar los desafíos comerciales con la innovación, flexibilidad y accesibilidad que necesitas, respaldado por la seguridad que se espera de Microsoft.

    Con Azure, tu empresa u organización tiene la libertad de construir, administrar e implementar aplicaciones en una red global masiva utilizando tus herramientas y marcos preferidos.

     

    Principales ventajas de migrar a Microsoft Azure

    Prepárate para el futuro.

    La innovación continua de Microsoft respalda su desarrollo hoy y sus visiones de productos para el mañana. Con más de 1.000 nuevas capacidades en el último año, puedes aprovechar los últimos avances en inteligencia artificial, blockchain, Kubernetes, contenedores y bases de datos para mantener tu negocio a la vanguardia.
    Las soluciones de análisis a nivel empresarial superan a la competencia, cuestan menos y son compatibles con herramientas de desarrollo, BI y ciencia de datos existentes.

    Trabajar en híbrido, sin problemas.

    En las instalaciones, en la nube y en el borde, nos encontraremos donde estés. Integra y administra tus entornos de trabajo con herramientas y servicios diseñados para la nube híbrida.
    Mejora la seguridad, simplifica el acceso y establece políticas inteligentes en tus diferentes entornos con una única plataforma de identidad en la que confía el 90% de las empresas a nivel mundial.

    Construye sobre tus propios términos

    Tienes opciones. Con el compromiso de Microsoft con el código abierto y el soporte para todos los lenguajes y marcos, puedes construir y desplegar las opciones que necesites. Aprovecha los entornos de desarrollo integrados y con todas las funciones de soporte integrado para Visual Studio y Visual Studio Code, los IDE más populares en los que confían los desarrolladores.

     

     

    Confía en tu nube.

    Obtén seguridad desde cero, respaldada por un equipo de expertos y un cumplimiento proactivo en el que confían empresas, gobiernos y nuevas empresas.
    Con una inversión de más de $1B en I+D de seguridad y 3.500 expertos en ciberseguridad, la seguridad es fundamental para Azure.

     

    Conclusión: 

    Cada día más la innovación está al alcance de todos nosotros y en amger:pro, como partner de Microsoft, nuestra voluntad es facilitarte el acceso a las últimas tendencias tecnológicas. Si detectas cualquier necesidad, no dudes en comentárnoslo. Juntos, encontraremos la mejor solución.  

     

    Más información

    Volver al BLOG

    ¿Cómo preparar tu negocio para trabajar en remoto?

    ¿Cómo preparar tu negocio para trabajar en remoto?

     

    Si de algo ha servido esta pandemia de la COVID-19, entre otras cosas, es para que muchas empresas y sus empresarios, se den cuenta de la necesidad de tener un «plan B» para que el negocio pueda operar de manera efectiva cuando sus colaboradores o empleados han de trabajar de forma remota. Es vital, además, que puedan hacerlo de forma eficiente y con los suficientes recursos para que su productividad no decaiga, atendiendo a los clientes y manteniendo el negocio en funcionamiento. A pesar de que muchas empresas están haciendo una rápida transición, equipando a los empleados para poder conectarse virtualmente con los clientes y las aplicaciones de su negocio, queremos compartir algunas consideraciones a tener en cuenta para llevar a cabo este proceso, de forma segura y con garantías:

    ¿Cómo configurar tu negocio para el trabajo en remoto?

    Entre las herramientas fundamentales para que una pequeña o mediana empresa pueda continuar trabajando en equipo de forma remota, deberían estar:

    • Aplicaciones o software de reuniones online que permita conectar a las personas y realizar videoconferencias.
    • Chats de grupo que facilite la comunicación ágil y fluida.
    • Almacenamiento de archivos en la nube a los que todos puedan acceder y editar de forma compartida.

    Estos recursos pueden disponerse de forma independiente de distintos proveedores, o en una sola herramienta, diseñada especialmente para la comunicación y la colaboración como es Microsoft Teams.

    Una vez habilitado Teams a nivel usuario, un buen comienzo es compartir una guía de inicio para poder trabajar rápidamente y de forma eficiente: cómo crear equipos, canales, incorporar usuarios de dentro y fuera de tu compañía, supervisar los comentarios y recibir notificaciones, cómo empezar a chatear, compartir archivos, colaborar en tiempo real y trabajar en coautoría de forma segura, programar y realizar reuniones, compartir las notas o grabaciones de la reunión, son algunas funciones que podrás implementar entre tus colaboradores. Además puedes personalizar Teams agregando acceso a notas compartidas, páginas web y/o aplicaciones de terceros, e instalarlo tanto en escritorio como en móviles, convirtiéndolo en centro de comunicación y colaboración de tus equipos y colaboradores estén donde estén y ofreciéndoles la mejor experiencia de usuario.

    En este vídeo puedes ver una introducción a algunas de sus características:

    Si todo esto parece algo complejo de inicio, Microsoft facilita plantillas de Teams que consisten en estructuras de equipo predefinidas según una necesidad o proyecto empresarial determinado, de forma que pueden crearse rápidamente espacios de colaboración enriquecidos con canales para diferentes equipos y/o pre-instalar otras aplicaciones.

    Actualmente, Microsoft Teams se incluye como parte de Microsoft 365 Empresa Básico, del que puedes disponer  durante 6 meses gratuitamente*, pasando después a 4,20€/usuario/mes (*con compromiso anual). En amger:pro como Silver Partners de Microsoft podemos proveerte de las licencias que precises y darte asistencia en la configuración y personalizaciones que necesites.

    Mantén tu negocio siempre seguro

    Al trabajar en remoto, más que nunca, no debemos olvidar la seguridad de los datos y dispositivos de la empresa, pues cuando los equipos trabajan remotamente pueden surgir nuevos riesgos de seguridad. Según el Informe Global de Phishing de 2019 de Avanan, en el que se incluyen los tipos de ataques y últimas amenazas más habituales, uno de cada 99 correos electrónicos es un ataque de phishing, que utiliza enlaces maliciosos y archivos adjuntos como vector principal. Los ataques de phishing son cada vez más sofisticados y difíciles de detectar, tanto para humanos como por las máquinas. Los empleados son bombardeados con mensajes de extorsión, recolección de credenciales y ataques de malware. Según el análisis de Avanan de 55.5 millones de correos electrónicos, los hackers consiguen su propósito en organizaciones de cualquier industria y tamaño y continúan causando estragos en todo el mundo.

    Por ello, es recomendable tomar medidas preventivas para evitar posibles brechas de seguridad y potenciales ciberataques. Ello conlleva poder administrar y proteger tanto a usuarios (empleados o usuarios invitados), como a dispositivos o equipos de la empresa, de forma remota.

    Microsoft Teams lleva integradas y activadas las capacidades avanzadas de seguridad, cumplimiento y administración a nivel empresarial de Microsoft 365 y Office 365 de manera predeterminada. Sin embargo, una característica de seguridad opcional pero muy recomendada es añadir la autenticación multifactor (MFA) tanto para empleados remotos como para administradores. De esa forma, al iniciar sesión en Microsoft 365 se requiere de un código de seguridad recibido por una aplicación de texto (SMS), llamada telefónica o en aplicación móvil de autenticación, por lo que si alguien obtiene la contraseña mediante un ataque de phishing, no podrá usarla para acceder a las cuentas o los datos de la empresa. La protección MFA se puede configurar para dispositivos móviles desde el Centro de Administración de M365 en https://admin.microsoft.com:

     

    Para más información sobre cómo implementar estas medidas, contáctanos:

     

    Más información

    Volver al BLOG

     

    ¿Desaparecerá el correo electrónico después del coronavirus?

    ¿Desaparecerá el correo electrónico después del coronavirus?

     

    «La crisis del coronavirus no ha traído nada bueno, pero tal vez, dentro de algún tiempo, podremos ver beneficios colaterales. Por ejemplo, está obligando a las corporaciones a utilizar tecnología que ya se hubiera tenido que adoptar hace tiempo.» – Jordi Humet.

    Sistemas como el correo electrónico quizá ya no son la mejor opción para aquellos que trabajan desde casa. Quizás ha llegado el momento de realizar un cambio. El fax prácticamente ha desaparecido y ya no se imprimen los correos electrónicos. Los teletrabajadores están adoptando tecnología de colaboración que, a su vez, los altos cargos de corporaciones (por fin) empiezan a incorporar.

    Estas herramientas colaborativas no son una novedad. Skype ya existía en 2003, Slack (2014), Zoom (2011), FaceTime en 2010 para iPhone,…

    Estas herramientas y muchas otras fueron pensadas para momentos como el que estamos ahora, confinados en nuestras casas con conexiones Wifi domésticas y portátiles con capacidad de gestión. Son herramientas de colaboración que están disponibles para todos los trabajadores de todas las empresas y no dudamos un minuto en utilizarlas.  De hecho, Google Drive, Zoom, Slack, Teams,… ya tienen millones de usuarios activos diarios.

    No obstante, es habitual que cuando se propone la implementación de un nuevo sistema en una empresa, de entrada, se rechace: «Otro sistema más», «ahora hay que aprender algo nuevo distinto al correo electrónico», …

    El correo electrónico es una herramienta que no ha evolucionado en estos últimos 10 años y no cubre todas las necesidades de los integrantes de un equipo. Enviar un correo electrónico con un simple «gracias» se me antoja como algo pesado. El seguimiento de correos electrónicos con archivos adjuntos es por todos sabido que acaba siendo un problema de control de versiones.

    Sin embargo, en un momento en el que necesitamos más que nunca el contacto humano y que parece un buen momento para decir «gracias» a tod@s nuestr@s compañer@s y seres queridos, que también están encerrados en sus casas, con sus hijos y cónyuges por miedo a la propagación del COVID-19, deberíamos encontrar un medio más liviano para expresar esa gratitud, mediante mensajes que no obliguen a realizar demasiados clics.

    No quiero decir que el correo electrónico no sea útil. Es una buena manera, junto con el teléfono de tener un contacto con otras personas del equipo, pero son más difíciles de manejar (escalar, compartir o mantener al día de los proyectos).

    Un chat con mensajes cortos o las videollamadas (que permiten captar las expresiones no verbales más fácilmente), son muy bienvenidos en este momento, pues nos acercan a las otras personas, nos permiten ver otros rostros humanos ahora que lo necesitamos tanto.

    Estamos progresando.

    Muchas empresas tenían licencias de Office 365 y sólo utilizaban la parte de correo electrónico. Ahora están implementando a una velocidad vertiginosa los canales de conversaciones, compartir documentos y comunicación por videollamada. Al igual que Zoom para llamadas o Slack para conversaciones, las descargas se han multiplicado.

    Los usuarios estamos aprendiendo muy rápidamente a utilizar estas herramientas. Poner fondos elegantes para las vídeo llamadas, silenciar el micro cuando no estamos hablando para reducir la cacofonía de fondo constante y de respiración pesada, organizar de forma lógica y coherente los canales de conversaciones para que resulten más fáciles de seguir, priorizar las decisiones sin caer en esas reuniones presenciales largas e inacabadas…

    Las videollamadas, compartir documentos y los chats no sólo se están utilizando para el trabajo. Entrenamientos virtuales en casa, transmisión de servicios religiosos,… o también fotos de nuestros escritorios improvisados, mascotas, niños,…

    En muy pocos días hemos cambiado profundamente nuestra forma de utilizar estas herramientas y hemos aprendido mucho como manejarnos con ellas. Si este confinamiento dura mucho más y continuamos con esta curva de aprendizaje, ¿podría llegar a desaparecer el correo electrónico, cómo le pasó al fax? 

    Si necesitas conocer más a fondo las ventajas de las herramientas de comunicación y trabajo a distancia que puedes utlizar como Microsoft Teams, puedes hacerlo siguiendo estos vídeotutoriales o solicitarnos una formación a medida para sacarle todo el provecho.

    Jordi Humet

    Más información

    Volver al BLOG

     

    ¿Cuál será el futuro de las empresas tras el coronavirus?

    ¿Cuál será el futuro de las empresas tras el coronavirus?

    El Covid-19 es «una prueba de estrés a la cultura de empresa» que plantea un nuevo contexto y nos mostrará aquellas que han sabido realizar la verdadera transformación digital.

    Si todavía había empresas que se planteaban esa transformación como una opción, algo en lo que pensar mañana, hoy ya se presenta como una realidad, una necesidad estratégica para poder seguir adelante. Sobrevivir en el nuevo entorno del siglo XXI en el que nos encontraremos tras superar esta pandemia, pondrá a prueba tanto la cultura empresarial, como los productos y servicios así como a las personas que conforman las empresas y la sociedad, en general.

    Aunque se ha dicho en múltiples ocasiones, todavía encontramos empresas que no incorporan una cultura que acerque a las personas a ese cambio de mentalidad, pues la verdadera transformación digital se inicia a través de las personas, dentro de las empresas, y no al revés. Es ahí donde se encuentra el valor real de las empresas, pues sin ellas, no existirían ni aportarían valor a la sociedad. La responsabilidad, el compromiso individual, el trabajo en equipo, la orientación a resultados, el liderazgo… se ponen en relieve ante las circunstancias que nos rodean de tener que teletrabajarmantener las distanciasevitando el contacto humano, el confinamiento, etc.

    Es en este entorno incierto que plantea la alerta sanitaria del COVID-19, cuando más se está poniendo en valor lo que realmente aportan las personas, mediante el #teletrabajo, con su responsabilidad, solidaridad, capacidad de compartir, liderar o integrar equipos a distancia.

    La burocracia empresarial que conocíamos hasta ahora en muchas empresas, se verá mermada (y superada) gracias a la capacidad de crear nuevos negocios, de gestionar y alcanzar los nuevos retos que está planteando esta situación a las personas.

    Existen empresas que ya diversificaban sus áreas de negocio y destinaban parte de su producción a la venta online, es decir, al negocio digital. Ahora es cuando esa parte del negocio posiblemente adquiera más relevancia, en lugar de funcionar como un complemento.

    Aún y así, sólo aquellos que tengan equipos o líderes preparados para aceptar (y adaptarse) el cambio, que les permita hacer un giro de 360º y volcarse en la tecnología, tendrán la oportunidad de sobrevivir en un entorno que se prevé aún más competitivo, si cabe.

    Las empresas del siglo XXI serán aquellas que consigan mantenerse y, por qué no, crecer a pesar de las adversidades a los que nos está enfrentando la crisis del coronavirus. Nada volverá a ser como antes, ni la economía ni las empresas ni las personas. Lo que sí podemos conseguir es aprender algo de ello y convertirnos en mejores personas y hacer crecer a mejores empresas.

    Jordi Humet